Día Internacional del Beso, una fecha que insulta a Dios

Hoy se celebra uno de esos días que ninguna persona que se llama a sí misma católica puede comprender. Se trata de nada más ni menos que una oda a la lascivia, el placer desenfrenado y la invitación a las prácticas más escandalosas que cualquier ser humano puede llevar a cabo: es el Día Internacional del Beso.

No seamos ingenuos, amigos lectores. Para nosotros los católicos, un beso es simplemente algo inocente que demuestra cariño y aprecio; podemos besar a un familiar ante una buena noticia que nos llena de alegría, o podemos besar en la frente a un hijo para que duerma pensando que papá estará ahí para protegerlo y defenderlo de un eventual ladrón que ingrese por la ventana.

El beso del que hablan estos viciosos es muy diferente: es el de un hombre y una mujer (en el mejor de los casos, porque también los hay entre hombres) que, ávidos de entregarse a los prohibidos placeres de la carne, dan comienzo al acto sexual con un apasionado beso que va in crescendo hasta llegar a un final que preferiría no describir por respeto a mis lectores y especialmente a las mujeres que a veces (bajo estricta supervisión de sus esposos) visitan este espacio para leer mis artículos.

Pero, ¿por qué un 13 de abril? ¿Qué tiene de especial esta fecha? ¿Cuál es la razón por la cual fue elegida? Me gustaría no responder estas preguntas, pero no puedo dejar a mis lectores con la duda: fue un 13 de abril el día en que una pareja batió un récord al finalizar su beso que duró 46 horas, 24 minutos y 9 segundos.

Estaría de más decir que estos dos amantes de la obscenidad, luego de besarse como dos animales en alarmante estado de ardor, procedieron a desprenderse de sus vestimentas para darle paso a la lujuria más intensa que pudieron experimentar en sus vidas. Queda por averiguar si aquellos voyeurs que observaban con atención y anotaban los detalles en un cuaderno finalmente fueron invitados a participar del caluroso acto de amor.

Si todavía están espantados e insultando a Satanás por haber llevado a esa pareja a cometer tales pecados, debo decirles que la marca de más de 48 horas ya fue batida. Nuevamente por respeto, me niego a dar detalles.

Una práctica asquerosamente sexual y altamente repudiable

Las prácticas del hombre se dividen en dos categorías que no admiten discusión: natural y antinatural. La función natural de la boca es comer e ingerir líquidos, además de vomitar cualquier cosa que nuestro organismo rechace. Todo esto es muy respetable, pero los adictos al sexo siempre encuentran una nueva forma de pervertir las cosas.

Usar la boca para besar a otra persona es tan antinatural como tener sexo como una oveja. Los fanáticos de las prácticas sexules “diversas” (pecaminosas) se enojarán, pero deben pensar que estoy en lo correcto, ya que si no fueran ciertas mis palabras, no las sentirían como un ataque.

En algunos casos, diferentes estados del mundo prohíben total o parcialmente esta práctica en público. Los niños copian e imitan a los mayores, y es nuestro deber darles sólo buenos ejemplos. Si un estado permite que dos desvergonzados se besen como animales en un parque, ¿qué mensaje se les estaría dando a los ciudadanos? ¿Acaso es «Hagan lo que quieran, todo está permitido, todo vale lo mismo»? No, señores. Los católicos no debemos perder nuestra libertad ni poner vendas en los ojos de nuestros hijos sólo porque dos personas están muy ansiosas y no pueden esperar más.

Gracias a Dios, en algunos lugares se prohíbe esta práctica. Uno de ellos es el estado de Guanajuato, en México. Todavía no entiendo por qué México, uno de los países más católicos del mundo, no cuenta con una ley federal que prohíba estas prácticas.

En India, Malasia e Irán esta es una práctica ilegal en público. Además, en Viena, Dubai, Iowa y Halethorpe (Maryland) han tomado medidas restrictivas para castigar estos repugnantes actos.

¿Qué debe hacer una persona que besa o ha besado asiduamente?

El final de este artículo está dedicado a brindar asistencia a aquellos que reconozcan que han llevado una vida de pecados y ahora quieren sanarse. Me resulta fácil comprender que más de un lector alejado del camino de Dios estará arrepentido después de haber leído mis sabias palabras.

Lo primero que deben hacer aquellos que se reconozcan como pecadores del beso es tomar un crucifijo y gritar sin vergüenza mientras imploran perdón al Todopoderoso. Cuando uno da el primer paso (reconocer el error), está listo para el siguiente: seguir un tratamiento de rezos y azotes. Un cura está preparado para atender estos casos. No duden en consultar.

Agravantes

El hecho de besar apasionadamente es un pecado, pero en la perpetración del pecado, pueden incurrir algunas agravantes que ofenden aún más al Señor. Veamos algunas de ellas:

  • Género. Si eres mujer, es suficiente para considerarlo un agravante. Las mujeres deben respetar al hombre y no aprovecharse de él.
  • Abuso de género. Si eres mujer y en la intimidad besas a un hombre para provocarlo sexualmente con el fin de conseguir favores sexuales, es peor que un beso en un parque público.
    • El agravante de abuso de género puede ser aplicado también en caso de que una mujer en sus días de impureza decida besar a un hombre, porque estaría obligándolo a humillarse a besarla en su estado temporal de impureza.
  • Participación de un tercero. Si eres hombre y durante un beso una parte muy especial y privada de tu cuerpo despierta, estás haciendo algo que Dios no tolera.
  • Elección de lugar no apropiado. Si besas en una iglesia, en una calle donde hay una iglesia, en en la puerta de una carpintería que fabrica crucifijos o a menos de 5 kilómetros de un cementerio, es mucho peor que si lo hicieras en otro lugar.

No se desesperen, hermanos. Los pecadores son muchos pero perderán gran parte de su poder si rezamos con fuerza y difundimos la palabra de Dios. Compra un rosario, enséñale a rezar a un niño, y cada vez habrá menos besos en el mundo.

Anuncios

2 comentarios en “Día Internacional del Beso, una fecha que insulta a Dios

Deja un comentario católico

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s